Vengo a ser Terrible: la instalación escénica de MIXTAS que dio cierre a sus Prácticas al Margen

18/Jun/2021

El viernes 11 de junio se realizó la instalación escénica de MIXTAS que vino a dar término a sus Prácticas al Margen. La obra performativa llevó al público mediante una pregunta, reflexionar sobre la diferencia.

Vengo a Ser Terrible fue una instalación de cuidado absoluto, con una puesta en escena con una cuidada iluminación y un sonido que tuvo como protagonista las palabras del texto de Paul Preciado que da nombre a esta instalación escénica.

Previa inscripción y con todos los protocolos implementados por el Parque Cultural de Valparaíso, el público asistió y llenó las tres funciones, las que se desarrollaron en la terraza al aire libre del segundo piso del Edificio de Difusión.  En este espacio, la construcción escénica que realizó el colectivo MIXTAS tuvo un cuidado absoluto tanto en la iluminación y el sonido, junto con un trabajo audiovisual que permitió mayor proximidad entre quienes participaron en esta instalación y la audiencia.

Vengo a ser Terrible, nombre de esta instalación escénica, es un nombre que MIXTAS toma de la obra de Paul Preciado y que lo traslada desde el psicoanálisis a la reflexión sobre cuerpos al margen, sobre aquella diferencia fantástica que está escondida y camuflada en una sociedad de cuerpos estilizados.

Las Prácticas al Margen de MIXTAS, se iniciaron en el mes de marzo de este 2021 y estuvieron incluidas en el eje editorial no estamos tod-s del Parque, realizaron 3 talleres teletemáticos, uno de ellos impartido por Dania Neko, quien sobre su experiencia dijo que “fue enriquecedora, ya que fue interesante aprender a resumir en tres sesiones solamente un aprendizaje que yo lo suelo dar en mucho más tiempo, pero que no por eso deja de ser súper contundente. Recibimos muchos agradecimientos de las chiquillas que participaron y además hicimos una canción que tiene  un contenido crítico social y eso me da una doble satisfacción”.

Anna Balmánica, quien realizó uno de los talleres y estuvo dentro de las performers de la instalación escénica, comentó acerca de la performance: “vino mucha gente, la convocatoria fue buena y asistió mucha gente, se respetaron los aforos y vinieron personas a aprovechar una instalación escénica presencial así que fue muy bueno”. Respecto al trabajo escénico dijo que “la verdad es que fue una performance bien estética o de observación y contemplación, pero bien intensa porque veníamos a representar eso terrible, ese monstruo que tenemos todos dentro que nos han cargado y tratar de liberarlo”.

Franko Ruiz, espectador de la tercera función, comentó que “quiero dar las gracias de estar presenciando estas instalaciones artísticas o creaciones escénicas, y creo que es un reencuentro con lo que uno quiere ver y quiere encontrar: ver arte cultura, ver movimiento artístico en Valparaíso y en este espacio tan grande y maravilloso como es el Parque Cultural. Siento que fue una muy bella instalación, a mí me generó este recorrido de imágenes y también cuestionarme aquella pregunta que ahí estaba escrita y que tiene que ver con el origen, me llevó a mi origen”.

Compartir:
FONDART