Lanzamiento de libro

Los niños también tienen memoria. 11 de septiembre de 1973

Es una obra que permite un encuentro entre quienes vivieron aquel momento histórico con la inocencia y la simpleza de la infancia. Ello implica el rememorar dichos momentos desde la cotidianidad con que fueron vividos, es decir, desde la ingenuidad de cada juego infantil, de cada risa, de cada miedo, de cada dificultad para entender lo que estaba sucediendo en el mundo “adulto” de la política.

En este sentido la obra de Lilian Verónica Pinto Durán, no desea ser el reflejo de un sector particular o especifico de la sociedad -en términos políticos, sociales o culturales- sino un especie de relato mosaico, donde es posible describir, desde la creación literaria, el hacer, el pensar y sentir de los diversos tipos de niños y niñas que vivieron el Chile en dictadura.

La relevancia de llevar a cabo un proyecto de estas características se vincula a la necesidad histórica que tenemos como chilenos de comprender que los hechos ocurridos previo golpe militar y todo lo que sobrevino después, generó impacto en la sociedad chilena en su conjunto.

«En la medida que seamos capaces como país, de percatarnos de que los cambios –pequeños o grandes de los cuales fue presa la infancia en aquella época., no fueron propiedad exclusiva de un grupo u otro, podremos sentir que no estábamos solos, que en otro lugar había otro niño, que no entendía nada» señala la autora.

Cabe hacer notar, hasta el momento, las obras testimoniales que abordan la temática del golpe militar, sus antecedentes y consecuencias, se han emprendido desde quienes fueron víctimas directa de violaciones a los derechos humanos o se encuentran vinculados a ella. Esto, que sin duda es altamente legítimo, requiere ser complementado por la voz de quienes quizás no pertenecían a familias politizadas, o bien eran parte de grupos familiares de otras tendencias políticas.

 

 

 

 

Compartir:
FONDART