Acciones patrimoniales diferenciadas

8/Nov/2012

A las 19 hrs. de hoy jueves 8 de noviembre, en espacios distintos del PCdV,  tendrán lugar dos importantes acciones: el pre-opening de Puerto de Ideas (en el teatro) y la experiencia Popular Cuisine (en la sala de laboratorio).

En el primer espacio, se encontrarán el gran profesor italiano Salvatore Settis y el presidente de ICOMOS-Chile, especialista en patrimonio, José de Nordenflycht. ¿De qué hablarán? ¡De patrimonio, por supuesto! ¡En Valparaíso! Donde la palabra patrimonio es el santo y seña para ingresar en todos los debates por el dominio de la invención de la ciudad. ¿Quiénes debieran asistir a este encuentro? En primerísimo lugar, la comunidad académica porteña del patrimonio. Incluso, debieran asistir algunas delegaciones santiaguinas. Es una ocasión inmejorable para dialogar con Salvatore Settis y José de Nordenflycht.

En el segundo espacio, tendrá lugar el encuentro de cinco chefs porteños con Tomeu Caldentey, el gran chef mallorquín, que está ha sido invitado a Valparaíso en el marco de la exposición Múltiplos de cinco, que ha estado montada en el Parque entre las últimas semanas de octubre y estas semanas de noviembre. Esta ha sido una exposición polifónica  que ha mostrado el estado actual de la creatividad española. En el fondo, ha sido un montaje que ha puesto en escena modos de hacer, en diversas disciplinas en las que se ha manifestado de manera elocuente dicha creatividad: diseño, viticultura, gastronomía, artes visuales, arquitectura.

El trabajo con Tomeu Caldentey ha sido pensado por los chefs porteños, como una propuesta de éstos, partiendo de un pie forzado. Este consistió en pensar experimentaciones con productos que generalmente son objeto de cierta reticencia: luche, cochayuyo, jibia. Y combinados con peces de roca. Así, el desafío era mayor. El punto ha sido diseñar unos bocados que combinan texturas audaces y aromas fuertes, acompañados de Malbec y Pinot Noir de Viña Loma Larga (Casablanca).  Todo esto ha sido pensado para realizar una degustación para ciento veinte personas, principalmente vecinos del Parque. Esta tiene como propósito poner en función un esquema de relación con los vecinos, a partir de una acción que convierte  nuestra cocina en un espacio para la mediación.  ¿Qué es lo fundamental en esta acción? La idea de la cocina como práctica patrimonial específica. Por eso tiene lugar el mismo día en que Salvatore Settis se encuentra con José de Nordenflycht.

 

 

Compartir:
FONDART