SEMINARIO: “Música, Migración e Interculturalidad”

La música puente de integración.

Seminario que es el punto de partida del Proyecto “Cororeando en el Parque Cultural” iniciativa artística que pretende realizar un coro ciudadano e inclusivo para inmigrantes, vecinos y vecinas de Valparaíso y para todos aquellos que quieran cultivar esta disciplina coral, a cargo de la mezzosoprano Cecilia Toledo.

Inscripciones:

https://docs.google.com/a/pcdv.cl/forms/d/e/1FAIpQLSdlKb66viYCGBiAE2gTwoS-WI7Ynb2cJcLRVd_fQD3K4uKIDA/viewform

El fenómeno de la migración ha sido en la historia del mundo el sustrato principal del cambio cultural de las comunidades. En el momento de la diáspora, las expresiones humanas se disponen al encuentro de lo desconocido, con las mentes dispuestas a beber de la fuente del nuevo lugar para saciar la sed incombustible que produce la carencia del lugar abandonado. De la misma forma, los canales de comunicación que permiten la integración debe tener el apresto para la aceptación de lo nuevo y de los nuevos ciudadanos.

En ese proceso del cambio y transición, se produce el cambio intercultural. Las identidades se transforman cuando las fronteras son sobrepasadas y lo que en la modernidad reconocíamos como territorios multiculturales, hoy, con los procesos de globalización acentuados y extremos, encontramos que la apertura de mercados mundiales de bienes materiales, financieros y de servicios, producen territorios donde la fusión y mescla produce nuevo conocimiento y nuevas expresiones artísticas de alta complejidad, que al decir Néstor García Canclini, producen culturas híbridas, comunidades articuladas bajo distintos sistemas simbólicos que convergen en la semiósfera de un determinado contexto cultural.

En ese sentido, el flujo histórico de las migraciones, proceso de desplazamiento de grupos humanos entre territorios, genera transmisión de la vida cultural del migrante en su asentamiento bajo los códigos de la tradición y las costumbres, donde se enfrenta a un nuevo medio ambiente y lo modifica positivamente.

Por ello, la música se representa en el proceso migratorio como una de las expresiones que permiten configurar puentes entre los mundos que interactúan y se enfrentan , para terminar produciendo nuevas prácticas, nuevos sentidos y nuevos conocimientos. Según Arthur Efland, el sentido del arte, en este caso de la música, no ha sido otra que la construcción de la realidad. Los músicos producen obras que representan el mundo anhelado siempre bajo la sensorialidad de la realidad.

En consecuencia, las experiencias humanas se catalizan en la música como un relato sonoro de la memoria del migrante y adornan a través del crisol de su cultura, el proceso de apropiación del nuevo lugar permitiendo el acercamiento entre seres humanos con distinta historia, con diversas costumbres pero que pueden compartir a través de la música sus experiencias, sus emociones y sus esperanzas. La música es para el migrante una producción cultural que permite el desarrollo de una comunidad que de imaginada establece un camino donde es posible atenuar el desarraigo. Por ello, tanto los instrumentos como sus ritmos, sus voces y sus estructuras melódicas se ponen al servicio de su lucha por una vida mejor.

Música y migración son conceptos que requieren ser reflexionados para constatar la vitalidad del esfuerzo por apropiar, por reconocer e integrar comunidades. Establecer marcos referenciales de estos procesos permite aproximarnos a comunidades más preparadas para recibir nuevas culturas y a aceptar la transformación de la cultura propia.

La migración permite establecer diálogo en la comunidad respecto a su historia y su proyección de futuro. Al mismo tiempo cataliza los distintos estados de conciencia respecto a la identidad y su permanente transformación en el mundo de hoy. La música vernácula y la música popular interactúan con lo nuevo, lo extranjero, para producir nuevas sensaciones y nuevas formas para hacerse parte de la realidad concreta.

La migración produce resignificación cultural y la música se influencia del espíritu de lo nuevo para modelar una nueva sociedad. Por ello este seminario permite reconocer y acercar las prácticas culturales de los nuevos habitantes de Chile, tanto de creación, difusión o administración, reflexionar sobre los desafíos de los derechos sociales, económicos y culturales de los migrantes y se traducirá finalmente en un fortalecimiento de las políticas que promueven la diversidad cultural a través de la música como instrumento de cambio social.

Exponen – Participan: Jorge Coulon , Director Parque Cultural de Valparaíso, Cecilia Toledo, Mezzosoprano, Ana Tironi, Sub Directora Nacional CNCA.

Modera: Danilo Ahumada, Presidente del Colegio de Periodistas de V región..

Público: Artista gestores culturales, estudiantes internacionales de intercambio, estudiantes de música, inmigrantes y público general.

Programa 

16:00 a 16:30 horas –  Acreditación, Palabras de Bienvenida Ana Tironi, Sub Directora Nacional CNCA.

16:30 a 17:00 horas – Patricio López Beckett, Coordinador Unidad de Migración e Interculturalidad del CNCA.  “Migración e Interculturalidad: El caso de las Escuelas de Música Popular Migrante”.

17:00 a 17:30 horas – Jorge Coulon, Director Parque Cultural de Valparaíso.

17:30 a 17:45 horas  Coffe Break.

17:45: a 18:15 horas – Cecilia Toledo, Mezzosoprano, Proyecto Cororeando.

18:15 a 18:45 horas Conversatorio.

 

 

ComparteShare on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone